Ir al contenido principal

Si bien tomamos medidas para disminuir los impactos inmediatos de la COVID-19 en nuestras comunidades y nuestros sistemas de atención médica, también es importante minimizar los efectos secundarios de esta pandemia en la salud. El estrés y la ansiedad generalizados con respecto a la COVID-19, agravados por la angustia económica debido a la pérdida de salarios, empleo y activos financieros, cierres masivos de escuelas y las medidas de distanciamiento físico necesarias, pueden dar lugar a un aumento de las afecciones de salud relacionadas con el estrés. 
El Asesor General de Salud Pública de California tiene una guía sencilla con las cosas que se pueden hacer todos los días, en casa, para ayudar a apoyar su salud mental y física, utilizando seis estrategias clave:

  • Relaciones de apoyo: mantenga relaciones de apoyo donde sea que pueda, incluso virtualmente.
  • Ejercicio: realice actividades físicas durante 60 minutos todos los días si puede. No tiene que ser todo a la vez.  
  • Dormir: dormir lo suficiente y bien. Esto puede ser particularmente difícil en este momento, pero dormir y despertarse a la misma hora todos los días puede ayudar. 
  • Nutrición: asegúrese de obtener una nutrición adecuada para ayudar a combatir el estrés. 
  • Asistencia de salud mental: recursos disponibles aquí.
  • Atención plena: practique atención plena de la manera que mejor le funcione. Esto podría ser cosas como meditación, yoga u oración durante 20 minutos, dos veces al día. 

Obtenga más información en la Guía de estrategias del Asesor General de Salud Pública de California: Alivio del estrés durante la pandemia de la COVID-19 (PDF). La guía también está disponible en árabe, chino (simplificado y tradicional), coreano, inglés, tagalo y vietnamita.

Navegar por el manejo del estrés con los niños

Incluso para los adultos, puede ser difícil reconocer que lo que sentimos como irritabilidad, dificultad para concentrarse, insomnio o cambios en el apetito en realidad pueden ser signos de que nuestros cuerpos están sintiendo los efectos del estrés. Para los niños, sin importar la edad, su cerebro y cuerpo son aún más vulnerables a los efectos nocivos del estrés que los adultos, y con mayor frecuencia no pueden reconocerlo ni verbalizarlo. El estrés en los niños puede aparecer de manera diferente que el estrés en los adultos. La guía para aliviar el estrés puede ayudarle a comprender qué debe vigilar y qué puede hacer para proteger la salud de su familia. Incluido en esta guía: 

  • Mantenerse atento al estrés en los niños.
  • Herramientas de planificación para reducir el estrés en los niños.
  • Estrategias para la reducción del estrés.

Obtenga más información en la Guía de estrategias del Asesor General de Salud Pública de California: Alivio del estrés para cuidadores y niños durante la pandemia de COVID-19 (PDF). La guía también está disponible en árabe, chino (simplificado y tradicional), coreano, inglés, tagalo y vietnamita.

Alertas locales Buscar Volver al principio